domingo, 2 de marzo de 2008

Polinesia francesa

Otra entrada de ensueño :-) Vaya como vive el amigo Plisson. Después de pasar por el Caribe, rumbo al sur, paso del Cabo de Hornos y rumbo a la Polinesia francesa :-)


El mar, día a día. 2 de marzo.

Rangiroa. Polinesia francesa.

Perdido entre un cielo gris oscuro y gris claro, un islote parece flotar a merced de las corrientes. Una cinta de arena, cabañas de tablones y chapa, barcas de pesca, y luego, en derredor, cocoteros apretados junto a la playa. Éstos de aquí dan la impresión de inclinarse por debajo del agua, parecen seres animados por la curiosidad. ¿Qué ven? ¿Un banco de peces exóticos que se alejan hacia la barrera de coral? ¿Algunos caparazones y multitud de conchas nacaradas? ¿Un pequeño tiburón escondido, tan inofensivo como una estrella de mar? El agua es totalmente transparente, tan cristalina que parece poco profunda, pero en realidad, cinco buenos metros separan la superficie del fondo. La temperatura del agua roza la del aire, mientras que los alisios proporcionan una flota de nubes y relámpagos. En este paisaje, los pescadores en alerta se apresuran para llegar a puerto antes de la eclosión.



[ Fotógrafo: sergio cattivelli ]


- - - fin del día 2 de marzo - - -

Rangiroa [ googleearth: 15º17'S + 147º31'W ], es un atolón del archipiélago de las Tuamotu, que tiene un verdadero mar interior. Habrá que investigarlo más de cerca.

- - -




3 comentarios:

Laurus nobilis dijo...

O Philip Plisson é realmente um mestre neste tipo de fotografia. É um verdadeiro espanto, a forma como ele consegue "transmitir" através da fotografia o que o rodeia...

Laurus nobilis dijo...

Embora esta fotografia não seja do Plisson, mas sim de Nathalie... Não conheço; vou investigar!

naveganteglenan dijo...

Hola laurus nobilis. Realmente la fotografía de Nathalie no era de Rangiroa. Pero he encontrado otra fotografía que sí es de esta maravillosa isla. Ya está cambiada. Hasta pronto.