viernes, 14 de noviembre de 2008

El Statsraad Lehmkuhl a toda vela

Hace ya algún tiempo inauguraba la etiqueta de grandes_veleros mostrando al Statsraad Lehmkuhl. Hoy he encontrado otra imagen del velero, pero con las velas bien hinchadas :-) Y otra para poder contemplar hasta el más mínimo detalle. Para otras informaciones lo mejor es ir al portal de la Fundación Statsraad Lehmkuhl, cuya dirección he encontrado en la Wikipedia.



El mar, día a día. 14 de noviembre.

Noruega. Actualmente, el elegante velero de tres palos Statsraad Lehmkuhl, construido en 1914, es un buqueescuela privado.

El comercio ha sido un motor de desarrollo en todas las épocas. Así, en el siglo XIX, el auge del transporte marítimo de mercancías hizo progresar la construcción naval y señaló el inicio de la edificación de faros en las costas. Los clípers, majestuosos príncipes de los mares en la segunda mitad del siglo XIX, surcaban entonces los océanos para cubrir las necesidades de la marina mercante. Estos grandes veleros rápidos y esbeltos, que a veces superaban los 20 nudos (37 km/h), embarcaban en Europa carbón y productos manufacturados y traían de Asia algodón, té y especias. Los primeros barcos de vapor de principios del siglo XIX todavía no constituían una amenaza, puesto que la cantidad de carbón necesaria para propulsarlos dejaba poco espacio en las bodegas para las mercancías. Pero el progreso fue tan rápido que, antes de que finalizara el siglo, los cargueros y los paquebotes a vapor empezaron a destronar a los veleros. Actualmente algunos clípers, que no han perdido en absoluto su prestancia de antaño, se dedican a la navegación de crucero y algunos nostálgicos de la navegación a vela se embarcan en el Statsraad Lehmkuhl para pasar unos días en los que el tiempo no cuente.



- - - fin del día 14 de noviembre - - -


- - -