sábado, 3 de mayo de 2008

La isla de Molene

La Isla de Molène [ googleearth: 48º24'N + 4º57'W ] se situa en la mar de Iroise, entre Le Conquet y la Isla de Ouessant, separada de esta por el Paso del Fromveur.





De la dificultad de navegación por estos parajes da idea la cantidad de faros localizados en esta zona. Entre otros, Pierres noires, Kereon y La Jument. Sobre este último, me acabo de enterar por la Wikipedia, hay una novela que narra su construcción, mezclando trabajos muy reales del Service des phares et balises, con una trama amorosa entre un marino de Molène y de una mujer de Ouessant. Se titula, Le Phare [Presses de la Cité, 1975], de Henri Queffélec.

Añado una foto de la entrada al puerto de la Molène, con marea baja, en la que se observa muy bien los fondos que rodean a la isla. Dejo la foto del marinero que mira al horizonte marino para la entrada de Plisson (aunque no sea de la Molène, sino de Sein :-)


[ Le port à marée basse ]

[ Fotógrafo: tizef ]



El mar, día a día. 3 de mayo.

Molène. Incluso cuando están jubilados, los marinos siguen dirigiendo su mirada al mar.

En las islas como Molène la arribada del barco correo, el efimero lazo que las une con el continente, constituye el acontecimiento del día y despierta una gran animación: la gente se acerca, mira con atención la descarga y carga del material, algunas personas se embarcan, otras desembarcan y son recibidas con los brazos abiertos en tierra, otras se saludan, intercambian noticias o se despiden emocionadas y otras tan sólo observan en silencio. Los viejos marinos no se pierden ninguno de estos animados espectáculos que luego habrán de alimentar sus conversaciones. Todo se comenta o se anota mentalmente en la vigorosa memoria de los viejos, almacén de los anales de la vida de la isla. Quién ha llegado, quién se ha ido, qué se ha entregado, quién lo ha hecho... La escena se desarrolla frente al mar y, al igual que toda la existencia de estos testigos mudos, tiene lugar con el mar como telón de fondo. Este mar que trastorna y que ha acabado por infiltrarse y vivir en el interior del personaje de esta imagen, cuya actitud recuerda a uno de los cuadros de Roger Lucien Dufour, el tío del fotógrafo, Plisson, que en los años sesenta llenaba su galería de Pont-Aven [ googleearth: 47º51'N + 3º45'W ] de marinos pintados de espaldas. Quizá porque de espaldas los marinos se vuelven más locuaces.


[ homme de Sein ]

[ Fotógrafo: philippe doucet ]


- - - fin del día 3 de mayo - - -

Ni que decir tiene que la foto del libro de Plisson no es esta, sino que en esa el marinero sí que está tomado de espalda. La foto está en su web. Es la titulada: Pêcheur sur l'île de Molène [AA06001].

- - -