martes, 24 de junio de 2008

La goleta America delante de las Needles

Bueno, sobre la goleta América, y las consecuencias que tuvo su regata en las aguas de la isla de Wight, no voy a decir nada más, por ahora. Pero sí quiero recalcar que su espíritu sigue vivo, como se demuestra cada año en las regatas que se celebran alrededor de la isla. Me gusta especialmente cuando los barcos viran delante de Las Needles y de su faro. Es uno de mis sueños :-)


El mar, día a día. 24 de junio.

Isla de Wight. La primera Copa del América se corrió precisamente alrededor de esta isla en el año 1851. En agosto del 2002, y para celebrar los 50 años de vida de esta regata, el prestigioso Royal Yacht Squadron organizó, con el apoyo de la Louis Vuitton, la fiesta más bella de la historia de la vela moderna.

La Copa del América debe su nombre a la goleta America, que atravesó el Atlántico en el año 1851 para enfrentarse a la flota del Royal Yacht Squadron en una competición alrededor de la isla de Wight. El desenlace de tal prueba haría tambalear la reputación naval británica que, por aquel entonces, se creía dueña y señora de los océanos. Cerca de la costa, el América alcanzó al cúter Lavelock, uno de los barcos más rápidos de Inglaterra y lo adelantó con facilidad. Enseguida corrió la voz, sembrando la consternación entre los asistentes. Otras embarcaciones dudaron en medirse con la poderosa goleta del otro lado del Atlántico, pero la indignación de la opinión pública inglesa les obligó a ello. El America llegó primero, llevándose la copa de plata puesta en juego como trofeo. Esta victoria suscitó una respuesta que ya es leyenda. En efecto, la reina Victoria, que presenciaba el espectáculo desde su castillo de Osborne, preguntó abatida por el segundo clasificado, ante lo que tuvo que escuchar la siguiente contestación: «Majestad, no hay un segundo clasificado». Acababa de comenzar la saga de la Copa del América para la reconquista del trofeo arrebatado el 22 de agosto de 1851.




- - - fin del día 24 de junio - - -

Aprovecho para reafirmar mi gusto por las regatas. Pero este fin de semana he leido un comentario, que me ha gustado, en el magnífico suplemento de El País sobre la Volvo Ocean Race (que esta año saldrá de Alicante).


Las respuestas son de Guillermo Altadill, y compara la Copa del América con la VOR:
P. ¿Considera la Copa del América una regata de salón, comparada con la Volvo?

R. Aquí haces de todo, tienes que saber llevar la caña, trimar bien, saber reparar las velas con la máquina de coser, interpretar partes metereológicos, cocinar... En la Copa del América sólo realizas tu función. Siempre he dicho que un buen tripulante se demuestra en la Volvo Ocean Race. Una persona que ha hecho una vuelta al mundo no tiene problemas para fichar por un equipo de Copa del América. En el caso inverso, tiene que demostrar que es bueno.


Por cierto, se me ha ocurrido buscar cosas sobre la Fastnet, que también tiene su comienzo en estas aguas, y he descubierto la edición digital del Yachting World. Un lujo. Y además tiene un blog :-)



- - -